martes, 9 de julio de 2013

EL ANACORETA Y CÓMO AMAR A DIOS


Aquel joven decía que llevaba tiempo buscando la forma de amar a Dios y no lo conseguía. El Anacoreta le dijo:
- La mejor forma que tenemos las personas de amar a Dios es aprender  a amarlo en las otras personas, perdonando sus faltas, comprendiendo sus problemas  y ayudándolas siempre. Ese fue la gran lección que nos dio Jesús: A Dios se llega a través de los demás. Amando a los demás, se ama a Dios. Por eso los verdaderos místicos no son personas aisladas y misántropas, sino que se entregan y aman profundamente a los demás.

2 comentarios:

  1. Que cierto querido hermano Joan... Me ha encantado.
    Da gusto venir a tu linda estancia llena de Dios.
    ¡Muchas gracias! Un abrazo. Bendiciones!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por pasarte por aquí. Un abrazo: Joan Josep

      Eliminar